5 TRUCOS PARA COMPRAR ANTIGÜEDADES: 

  1. Estado: para cerciorarnos de que el objeto está en buen estado, es decir, bien conservado, hay que asegurarse  de que no presenta golpes, agujeros sospechosos, serrín que pudieran indicar la presencia de carcoma, desconchados grandes de pintura…
  2. ¿Es una buena inversión? Casi siempre la respuesta es SÍ. La mayoría de las antigüedades en buen estado se revalorizan hasta un 10% cada año. Ha de considerarse una inversión a medio o largo plazo, pensando, como mínimo, en 10 años. Los muebles más cotizados son aquellos manufacturados, que son únicos, y por ello, de gran valor. Suelen ser anteriores al segundo tercio del siglo XIX, y son los que se consideran una mejor inversión.
  3. Conservación: para reparar desperfectos, que ya pudiera haber o que se produzcan después de la compra y asegurarse de cómo mantener correctamente la pieza, es necesario contactar con un restaurador profesional.
  4. Imitaciones: desconfía de aquellos que tienen muchos muebles parecidos e, incluso, en diferentes medidas, ya que podrían tratarse de reproducciones. Hoy en día la mayoría vienen de Asia.
  5. Calidad: aunque no es imprescindible, busca el logo de CINOA, la única agrupación mundial de anticuarios, garantía de calidad y profesionalidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *